Ciclofosfamida

Enfermedades para las que se indica

Icono Enfermedades para las que se indica

La ciclofosfamida se usa sola o en combinación con otros medicamentos para tratar el linfoma de Hodgkin (enfermedad de Hodgkin) y linfoma no Hodgkin (tipos de cáncer que empiezan en un tipo de glóbulo blanco cuya función es combatir las infecciones); linfoma cutáneo de células T (CTCL, un grupo de tipos de cáncer del sistema inmunitario que aparecen inicialmente en forma de sarpullidos en la piel); mieloma múltiple (un tipo de cáncer de la médula ósea); y determinados tipos de leucemia (cáncer de los glóbulos blancos), que incluyen leucemia linfocítica crónica (CLL), leucemia mielógena crónica (CML), leucemia mieloide aguda (AML y ANLL), y leucemia linfoblástica aguda (ALL).

También se utiliza para tratar el retinoblastoma (cáncer en los ojos), el neuroblastoma (cáncer que empieza en las células nerviosas que afecta principalmente a los niños), cáncer de ovario y cáncer de seno.

Asimismo, se emplea para tratar el síndrome nefrótico en los niños en los que la enfermedad no ha mejorado, ha empeorado o ha vuelto a aparecer después de tomar otros medicamentos, o en los infantes que han experimentado efectos secundarios intolerables a otros medicamentos.

Pertenece a una clase de medicamentos llamados agentes alquilantes. Cuando se usa para tratar el cáncer, actúa retardando o deteniendo el crecimiento de las células cancerosas en el cuerpo. Cuando se utiliza para tratar el síndrome nefrótico, actúa suprimiendo el sistema inmunitario.

Este medicamento también se emplea a veces para tratar un determinado tipo de cáncer de pulmón (cáncer de pulmón de células pequeñas, SCLC), rabdomiosarcoma (un tipo de cáncer de los músculos) y el sarcoma de Ewing (un tipo de cáncer óseo) en los niños.

Icono Modos de uso

La presentación de la ciclofosfamida es en tabletas y en cápsulas para administrarse por vía oral una vez al día. La duración del tratamiento depende de los medicamentos que estés tomando, de la manera en que tu cuerpo responda a ellos y del tipo de cáncer o afección que tengas.

Sigue atentamente las instrucciones del medicamento recetado. No aumentes ni disminuyas la dosis, ni la tomes con más frecuencia que la indicada.

Traga las tabletas enteras; no las dividas, mastiques, ni tritures.

Es posible que el médico necesite posponer el tratamiento o ajustar la dosis de ciclofosfamida según la respuesta de tu organismo y según los efectos secundarios. No dejes de tomar la ciclofosfamida sin consultar a un especialista de salud.

Icono Precauciones que debes tomar en cuenta

ANTES DE TOMAR LA CICLOFOSFAMIDA:

· Indícale al doctor si eres alérgico a la ciclofosfamida, a otros agentes alquilantes como la bendamustina (Treanda®), el busulfán (Myerlan®, Busulfex®), la carmustina (bicnu®, Gliadel® Wafer), el clorambucilo (Leukeran®), la ifosfamida (Ifex®), la lomustina (ceenu®), el melfalán (Alkeran®), la procarbazina (Mutalane®) o la temozolomida (Temodar®), a algún otro medicamento o a alguno de los ingredientes de las tabletas de ciclofosfamida.

· Comunícale qué otros medicamentos con y sin receta, vitaminas, suplementos nutricionales y productos herbarios estás tomando o planeas tomar. No olvides mencionar ninguno de los siguientes: alopurinol (Zyloprim®), acetato de cortisona, doxorrubicina (Adriamycin®, Doxil®), hidrocortisona (Cortef®) o fenobarbital (Luminal® Sodium).

· Infórmale si previamente has recibido tratamiento con otros medicamentos usados en la quimioterapia o si recientemente te han hecho una radiografía. Además, dile si tienes o alguna vez has tenido enfermedad del riñón o del hígado.

· Ten en cuenta que la ciclofosfamida puede interferir en el ciclo (periodo) menstrual normal en las mujeres y detener la producción de espermatozoides en los hombres. Puede provocar infertilidad permanente; no obstante, eso no significa que no puedas quedar embarazada o dejar embarazada a otra persona. Las mujeres embarazadas o que están dando el pecho deben decírselo al médico antes de comenzar el tratamiento. La ciclofosfamida puede causarle daños al feto.

· Si te vas a realizar una cirugía, incluso una dental, infórmale al médico o al dentista que estás tomando ciclofosfamida.

Icono Posibles Reacciones Adversas

La ciclofosfamida puede provocar efectos secundarios. Infórmale al médico si alguno de estos síntomas es intenso o no desaparece:

· Náuseas

· Vómitos

· Pérdida del apetito o de peso

· Dolor abdominal

· Diarrea

· Pérdida del cabello

· Llagas en la boca o en la lengua

· Cambios en el color de la piel

· Cambios en el color o en el crecimiento de las uñas de las manos o de los pies

Si presentas alguno de los siguientes síntomas, llama al médico de inmediato, podría tratarse de un efecto secundario grave:

· Fiebre, dolor de garganta, escalofríos u otros signos de infección

· Cicatrización deficiente o lenta de las heridas

· Sangrado o moretones inusuales

· Heces de color negro y con aspecto de alquitrán

· Dolor al orinar u orina de color rojo

· Sarpullido

· Urticaria

· Comezón

· Dificultad para respirar o tragar

· Falta de aire

· Tos

· Inflamación de las piernas, los tobillos, o los pies

· Dolor en el pecho

· Coloración amarillenta en la piel o los ojos

La ciclofosfamida puede aumentar el riesgo de desarrollar otros cánceres.

Icono ¿Qué hacer en caso de una sobredosis?

Si la víctima se ha desmayado, tiene convulsiones, dificultad para respirar o no puede despertarse, llama inmediatamente a los servicios de emergencia al 911.

Los síntomas de sobredosis pueden incluir:

· Heces de color negro y con aspecto de alquitrán

· Orina de color rojo

· Sangrado o moretones inusuales

· Cansancio o debilidad anormales

· Dolor de garganta, tos, fiebre u otros signos de infección

· Inflamación de las piernas, los tobillos, o los pies

· Dolor en el pecho

Icono Condiciones de almacenamiento

Conserva este medicamento en su envase, bien cerrado y fuera del alcance de los niños. Es recomendable mantenerlo a temperatura ambiente y lejos del calor excesivo y la humedad (no en el baño).

Datos importantes que debes conocer

Es importante que mantengas una lista escrita de todas las medicinas que estás tomando, incluyendo las que recibiste con receta médica y las que compraste sin receta, dígase vitaminas y suplementos de dieta. Debes tener la lista cada vez que visites tu médico o cuando seas admitido a un hospital. Esta es una información importante en casos de emergencia.

Nombres comerciales por los que se conoce

· Cytoxan®

· CPM

· CTX

· CYT

Contacto

BeHealth

Somos un grupo multimedios especializado en promover la preservación de la salud física, mental y emocional de la población; a través del desarrollo de contenidos que impulsan a esta población a empoderarse y tomar el control de sus vidas.

Le ofrecemos a los ciudadanos un espacio de consulta frente a las diversas condiciones de salud que afectan su calidad de vida. ¡Recuerda QUE SIN SALUD NO TENEMOS NADA!

© Copyright 2022, Todos los derechos reservados | By BeHealth